saltar al contenido
La versión en castellano es una traducción automática. Si encuentra algún fallo, por favor, envíenoslo a : tradutor@parlamentodegalicia.es

Declaración institucional por el Día escolar de la no-violencia y la paz

Hay 69 años, el 30 de enero de 1948, moría asesinado Mahatma Gandhi, luchador incansable a favor de la igualdad y la justicia. Su obra a favor de la paz en el mundo vino siendo recordada cada 30 de enero desde 1964, hasta que finalmente la UNESCO reconoció la fecha en 1993 para conmemorar el día Escolar de la no-violencia y la paz.
 
ES un día en el que reivindicar la importancia de la escuela para fomentar la convivencia, la paz y la igualdad, así como la eliminación de todas las formas de violencia en el ámbito educativo, como pueden ser lo acoso escolar, la discriminación o la segregación, la violencia machista o la no-integración, retos inmediatos a los que los poderes públicos debemos responder.
 
Tal y como recoge la ONU en la Declaración y en el Programa de Acción sobre una Cultura de Paz, aprobada por la Asamblea General el 6 de octubre de 1999, «la paz no es sólo la ausencia de conflictos, sino que también requiere un proceso positivo, dinámico y participativo en el cual se promueva el diálogo y se solucionen los conflictos en un espíritu de entendimiento y cooperación mutuos».
 
El Parlamento de Galicia reitera su compromiso con los dichos principios fundacionales de la ONU y de la UNESCO, especialmente en el tocante a la necesidad de una educación a favor de la paz, recordando que así como las guerras nacen en la mente de las personas, es en la mente de las mujeres y de los hombres de mañana en los que debemos construir los baluartes de la paz. Por eso, trabajar en las escuelas a favor de la paz y la igualdad será la mejor manera de garantizar un futuro mejor para toda la ciudadanía.
 
Así, el Parlamento de Galicia se compromete, y llama el conjunto de la sociedad y las instituciones, a trabajar a destajo contra todas las formas de violencia, poniendo especial énfasis en las que se producen en la escuela, como el llamado bullying, el ciberacoso o cualquier otra forma de violencia que afecte a las niñas y los niños; trabajando, de este modo, mano con mano, para fomentar la educación y la cultura de la paz entre la infancia y la juventud.
 
 
Santiago de Compostela, 25 de enero de 2017

Imágenes relacionadas

saltar al pe de página