saltar al contenido
La versión en castellano es una traducción automática. Si encuentra algún fallo, por favor, envíenoslo a : tradutor@parlamentodegalicia.es

Santalices recomienda un debate sosegado para blindar el gasto sanitario público en el conjunto del Estado

 
 
• Participó en un foro organizado por el Museo del Pueblo Gallego sobre Lo futuro de la Sociedad del Bienestar en una Galicia vieja
 
• Defiende el aumento del gasto sanitario público que, a su juicio, debe seguir financiándose a través de impuestos progresivos vinculados a la renta, de suerte que las personas con más ingresos hagan un mayor esfuerzo fiscal
 
• Atribuye a la Constitución del 78 la cobertura universal del sistema sanitario público

Santiago, 26 de octubre de 2017.- El presidente del Parlamento de Galicia, Miguel Ángel Santalices Vieira, considera que llegado el momento habrá que abrir un debate sosegado y exento de demagogia sobre la financiación del sistema sanitario público a cara descubierta a garantizar su sostenibilidad, presente y futura, en el conjunto del Estado. Santalices Vieira participó esta tarde en un foro sobre Lo futuro de la Sociedad del Bienestar en una Galicia vieja, organizado por el Museo del Pueblo Gallego en el marco de la conmemoración de su 40 aniversario.
 
Para el presidente del Parlamento, garantizar la sostenibilidad del Estado de Bienestar –configurado por la sanidad, la educación y las políticas sociales públicas-  es una prioridad para cualquier responsable político y recordó que factores como el envejecimiento de la población y la crisis demográfica condicionan la gestión.
 
Recordó la evolución registrada por el modelo de la sanidad pública en España, que pasó de un sistema conmutativo al actual, de carácter distributivo, en el que la sanidad pública se financia a través de los impuestos y ofrece cobertura universal. Atribuyó este avance a los derechos consagrados por la vigente Constitución de 1978.
 
Galicia, por arriba del promedio
 
Apuntó Santalices que con el actual modelo de financiación, las Comunidades Autónomas disponen de libertad para fijar sus prioridades de gasto,  lo que explica, por ejemplo que Galicia destine la sanidad un presupuesto per cápita superior al promedio del Estado.
 
El gasto sanitario público consolidado según CCAA en España (Estadística de Gasto Sanitario Público 2015) consigue el 6,1% del PIB, porcentaje que se incrementa al 6,8% en el caso de Galicia. El promedio europeo se sitúa en el 7,2%.
 
Recordó que el proyecto de Presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2018 destina a gasto social 7.118 millones de euros de un total de 9.124,4 millones de euros de gasto total de las consellerías.  La sanidad recibirá 3.858 millones de euros en las cuentas de la Xunta para el próximo ejercicio.
 
Santalices Vieira apuntó que la preservación del Estado de Bienestar requiere nuevos cotizantes y también la adopción de medidas encaminadas a potenciar la eficiencia del sistema, incluyendo el control del gasto farmacéutico, el uso racional de los recursos, la educación para la salud y la promoción de hábitos de vida saludable que disminuyan el gasto sanitario a medio y largo plazo.
 
Esfuerzo fiscal progresivo
 
Con todo, Santalices opinó que sería deseable incrementar el gasto sanitario hasta equipararlo con el promedio comunitario, financiándolo a través de impuestos progresivos vinculados a la renta, de suerte que las personas con más ingresos contribuyan en mayor medida al sostenimiento del modelo.
 
El presidente del Parlamento animó también a cambiar la visión sobre el envejecimiento, convirtiéndolo en una oportunidad, en la medida en que genera empleos y recursos que mismo pueden contribuir a fijar población en el rural con la prestación de asistencia a las personas mayores en su contorno habitual.
 
Termalismo terapéutico
 
Reiteró también los beneficios que se derivarían de incorporar el termalismo terapéutico a la oferta del sistema nacional de salud, convencido de que los tratamientos termales correctamente indicados pueden reducir la prescripción farmacológica y los ingresos hospitalarios, con el correspondiente ahorro para las arcas públicas, además de generar actividad económica alrededor de los balnearios.
 
El presidente del Parlamento de Galicia reivindicó la calidad de la sanidad pública, “una de las mejores del mundo” y también una de las mejor valoradas por los usuarios. Asi lo acredita una encuesta que revela que el 44% de la población considera que la atención sanitaria en España es mejor que la de otros países de la UE, porcentaje que supera en 10 puntos a percepción media de los europeos.
 
Saludos, Gabinete de Comunicación del Parlamento de Galicia.

Imágenes relacionadas

saltar al pe de página