saltar al contenido
La versión en castellano es una traducción automática. Si encuentra algún fallo, por favor, envíenoslo a : tradutor@parlamentodegalicia.es

Declaración institucional del Parlamento de Galicia sobre el sistema público de pensiones

 
El Parlamento de Galicia considera que el sistema público de pensiones es el principal instrumento del bienestar y la protección social, tanto en Galicia como en el resto del Estado. En primer lugar porque da cobertura, fundamentalmente, a las personas mayores, aunque también protege otras contingencias como la incapacidad, la viudedad y la orfandad. En todos los casos, protege personas que difícilmente tienen alternativas de ingresos diferentes a la pensión; son, por lo tanto personas vulnerables que tienen en el sistema público de pensiones a garantía de ingresos para llevar una vida digna.
 
En segundo lugar, porque ninguno otro sistema de protección da cobertura a un número tan elevado de personas, para lo cual dispone de un presupuesto muy superior al resto de instrumentos de protección social.
 
Ya lo es ahora y lo será más en el futuro inmediato, pues el alargamiento de la esperanza de vida hace que aumente el número de personas mayores, especialmente en sociedades como la gallega que combinan este proceso con una regresión demográfica que tiene como consecuencia un incremento del peso relativo de las personas mayores.
 
Algunas cifras lo demuestran. En Galicia hay 339.459 mujeres y 338.767 hombres pensionistas en las diferentes modalidades y regímenes. Sumadas, son 678.226 personas en total, una cifra que, comparada con la población total de Galicia, evidencia su extraordinaria relevancia: el 25 % de los 2,7 millones de personas que viven en nuestro país son pensionistas.

Dicho de otro modo, una de cada cuatro personas en Galicia tiene en la pensión su fuente principal de ingresos, de ahí el enorme papel de cohesión social que desempeñó el sistema público de pensiones en la última recesión económica. Un peso económico y social que aún es mayor en las provincias menos desarrolladas y más envejecidas, porque en Lugo las personas pensionistas son el 30 % de la población total y llegan hasta el 31 % en Ourense.
 
El impacto económico de las pensiones es muy significativo en nuestro país porque la nómina mensual de pensiones en Galicia supera los 637 millones de euros y, por lo tanto, el desembolso del sistema público de pensiones es en la comunidad autónoma de 9.000 millones de euros cada año.
 
El Parlamento de Galicia considera que la defensa del sistema público de pensiones tiene que ser una prioridad absoluta para la sociedad gallega, con sus instituciones al frente. Defender el sistema y también las personas, porque con la crisis económica se modificaron tanto las condiciones de acceso a las pensiones como su cuantía.
 
El Parlamento de Galicia estima que el necesario equilibrio financiero del sistema no puede buscarse reduciendo la cuantía de unas pensiones que, en muchos casos, ya son bajas, especialmente en nuestro país. En septiembre de 2019, la pensión media está en 848 euros al mes, una cifra baja pero que aun así esconde realidades muy preocupantes, como que la cuantía de la pensión de viudedad sea de 601 euros o que la pensión media del régimen de autónomos sea de 597 euros mensuales.
Son cantidades que no se pueden reducir más, por lo que el Parlamento de Galicia opina que el mecanismo de revalorización anual debe garantizar que las pensiones no pierdan poder adquisitivo, tomando el IPC cómo referencia troncal. Al tiempo que se garantiza el poder adquisitivo del conjunto del sistema, hay que ir mejorando la cuantía de las pensiones mínimas, una cuestión de especial relevancia para nuestro país ya que el 30 % de las personas pensionistas en Galicia cobran complementos de mínimos.
 
El Parlamento de Galicia comparte la idea de que para garantizar la sostenibilidad del sistema ante los desafíos demográficos es necesario mejorar su financiación a través de las cotizaciones sociales, pero también contando con los presupuestos generales del Estado.

ES fundamental aumentar los ingresos por cotizaciones, que son la fuente principal de financiación del sistema, y para eso hace falta más y mejor empleo, más personas cotizando en empleos estables y con mejores salarios porque así aumentan las bases de cotización y los ingresos de la Seguridad Social.
 
El Parlamento de Galicia manifiesta su compromiso en la defensa del sistema público de pensiones como principal instrumento para el bienestar, la protección y la cohesión social, que debe ser reforzado ante el desafío demográfico a lo que se enfrenta para poder garantizar pensiones suficientes que les aseguren una vida digna a las personas que las cobran. 
 
 
Santiago de Compostela, 9 de octubre de 2019

Imágenes relacionadas

saltar al pe de página