La versión en castellano es una traducción automática. Si encuentra algún fallo, por favor, envíenoslo a : tradutor@parlamentodegalicia.es

La sede del Parlamento de Galicia

La disposición actual

El Parlamento de Galicia está radicado en el Pazo del Hórreo, en Santiago de Compostela, desde el año 1989, después de ocupar previamente dos sedes provisionales. El edificio ser construido a principios del siglo XX para albergar una Escuela de Veterinaria.

El Pazo del Hórreo cuenta con todas las dotaciones necesarias para que los diputados y diputadas puedan desarrollar su trabajo: salón de plenos, salas de comisiones, de prensa y otras dependencias de uso polivalente, tanto para las reuniones de carácter interno cómo para la actividad pública y encuentros con colectivos. Una completa equipación tecnológica permite ofrecer en directo, a través de la web, las sesiones del Pleno y de las comisiones.

El Parlamento alberga también una variada y valiosa colección de arte gallego contemporánea, pintura y escultura, fundamentalmente, que por sí sola ya merece una visita a la sede de la primera institución de Galicia.

Presionando en las siguientes imágenes puedes acceder a la visita virtual para realizar un recorrido por el edificio y conocer la colección de obras de arte del Parlamento de Galicia:

visita virtual
Colección de arte do Parlamento

Las primeras sedes provisionales: Xelmírez y Fonseca

El Parlamento de Galicia, constituido el 19 de diciembre de 1981, tuvo su primera sede provisional en el Pazo de Xelmírez, cedido temporalmente por el Arzobispado de Santiago. Pero la grandiosidad del lugar contrastaba con la ausencia de funcionalidad. Seis meses después, el Parlamento se trasladó provisionalmente al Pazo de Fonseca, cedido por la Universidad de Santiago de Compostela. Parte de las dependencias administrativas continuaron nos bajos del Pazo de Raxoi, cedidos por el Ayuntamiento de Santiago de Compostela. En Fonseca, el Legislativo gallego estuvo instalado entre junio de 1982 y febrero de 1989.

La actual y definitiva sede del Parlamento de Galicia, el Pazo del Hórreo, fue inaugurada cómo tal el 10 de octubre de 1989, al final de la segunda legislatura. No obstante, diputadas, diputados, funcionarias y funcionarios ya trabajaban en el Pazo del Hórreo desde marzo de ese año, aunque con las obras de rehabilitación sin rematar. El Pazo del Hórreo se estrenó cómo sed legislativa para acoger el primer debate de política general, entre los días 14 y 16 de marzo de 1989. El presidente de la Xunta, Fernando González Laxe, estrenó la tribuna de oradores del Hemiciclo.

 

Los antecedentes del Pazo del Hórreo

El edificio que alberga el Parlamento de Galicia fue diseñado y construido para albergar una Escuela de Veterinaria, que sólo funcionó como tal entre 1915 y 1924.

En el año 1925 se formaliza definitivamente la cesión de todo el edificio al Ejército, aunque parte de las instalaciones ya era compartidas desde 1918, por mor de la epidemia de gripe desatada entre la tropa acuartelada en la ciudad de Santiago de Compostela.

En el año 1986, la Xunta de Galicia compró el edificio al Ministerio de Defensa por 550 millones de pesetas para convertirlo en sede oficial del Parlamento de Galicia.

Una vez adquirido el cuartel al Ministerio de Defensa, la Mesa del Parlamento de Galicia, presidida por Tomás Pérez Vidal, convocó en 1987 un concurso de ideas para seleccionar el anteproyecto de rehabilitación y adaptación del edificio como sede de la Cámara legislativa gallega. Resultó ganador el arquitecto gallego Manuel Andrés Reboredo Santos. Las obras se ejecutaron enseguida y remataron en el año 1989.

De estructura neoclásica y decoración ecléctica historicista, el edificio tenía y tiene una planta rectangular de 58x108 metros. Como elemento más destacable tras la reforma a la que fue sometido, destaca la construcción del Hemiciclo, situado en el centro del patio del edificio y sustentado sobre pilares metálicos con muros de hormigón blanco; en él se celebran las sesiones del Pleno del Parlamento de Galicia. Lo edifico se organiza alrededor del patio interior, dividido por el Hemiciclo en dos espacios simétricos, y consta de planta de sótano, planta baja, entresuelo y piso alto. En fechas posteriores a la rehabilitación del complejo, fueron excavados los dos patios interiores, en los que se habilitó el espacio necesario para acoger los despachos de trabajo de las diputadas y diputados.

Rodea el recinto una verja singular en forma de lanza y de aspecto oxidar (acero corten) que le confiere una imagen característica. Entre el cierre perimetral y el edificio existe un jardín botánico, en el que destaca la majestuosidad de diferentes especies arbóreas, algunas muy antiguas, plantadas probablemente cuando se construyó el edificio, hace un siglo. Comparten espacio con esculturas de artistas gallegos contemporáneos.

La Biblioteca del Parlamento de Galicia, diseñada por Iago Seara con posterioridad a la rehabilitación del edificio, cuenta con fondos valiosos, que están a la disposición de los diputados y diputadas, pero también de los investigadores. El catálogo puede consultarse a través de la web de la institución. Además de bibliografía contemporánea multidisciplinar, alberga las bibliotecas y colecciones particulares de personalidades como Ricardo Carballo Calero, los Hermanos Vilar Ponte, Elena Quiroga o Dalmiro de la Válgoma.